Ver Revista 

Vuelta de Mendoza 2021 inolvidable para Argentina

La Vuelta Ciclista de Mendoza 2021 será recordada por lo complejo que resultó realizarla, sumado a un inicio de año lleno de incertidumbres, en lo deportivo y en otras materias, y en la que las adversidades que se arrastraban desde 2020 siguieron vigentes. Pese a ello, la Vuelta pudo salir adelante.

Por Victor Garrido Z.

7anoticia

Juan Pablo Dotti, celebrando su 6 victoria de la Vuelta Mendoza.

 

La región de Cuyo tiene tres provincias que son muy reconocidas por sus actividades deportivas y, en especial, las competencias de ciclismo, sus seguidores y toda su mística. Aún así, para organizar la versión N° 45 de la Vuelta de Mendoza hubo que sortear no pocas dificultades, como los permisos para desplazarse, la autorización de los recorridos, las restricciones sanitarias, el temor a contagiarse, el aspecto financiero y, por cierto, que los equipos estuviesen con disposición a venir a la competencia. Pero, a pesar de ello, el resultado fue más que positivo.

189 ciclistas largaron el primer día de competencia, un buen número de corredores. Sin embargo, como en cualquier competencia de ciclismo de ruta, siempre hay abandonos, ya sea por rendimiento, fallas mecánica, problemas de salud o por alguna emergencia. Como sea, las ganas de estar presente en Mendoza eran evidentes. Llegaron ciclistas de toda la República de Argentina, incluyendo a dos extranjeros que se atrevieron a participar pese a las dificultades, un mexicano y un chileno.

El banderazo inicial se esperaba con ansias, tanto de los ciclistas como de quienes conformaban la caravana multicolor y, en especial, de su principal responsable y organizador, Fernando Lanzone, que había trabajado arduamente para que los pedaleros estuvieran el 27 de Febrero en el punto de partida.

COMIENZA LA HISTORIA

Día de presentación, prólogo, mucha velocidad y mínimas diferencias.

Fue un prólogo corto en el autódromo Jorge Ángel Peaa de San Martin, orientado al espectáculo y que ganó el más rápido de las llegadas masivas. Así lo demuestra el número de de etapas que Nicolás Naranjo, del equipo continental Agrupación Virgen de Fátima, de San Juan, logró llevarse en esta Vuelta de Mendoza 2021.

La primera jornada se inició por la tarde, a eso de las 15:30, como ya es habitual, con cuatro series en las que corrían equitativamente los integrantes de cada equipo. Con dos giros al circuito, los 10 primeros ciclistas de cada serie pasaban a la fase final.

Fue un lindo espectáculo, rápido, muchos ataques, con muy poco público, con las debidas restricciones y protocolo, y con una llegada ajustada y espectacular para el “Nico” Naranjo en un reñido sprint con Mauricio Quiroga, de Municipalidad de Godoy Cruz, equipo que dio un buen espectáculo en este primer día.

7anoticia

Juan Pablo Dotti llegando victorioso al Cristo Rendentor en la penultima etapa, seguido por Laureano Rosas.

 

Se inicia la Ruta, y en la ruta se ven los gallos

El hecho de que la versión N° 45 no haya tenido una contrarreloj dejó la competencia abierta, lo quel generó que los equipos sin tanto favoritismo salieran en busca de fugas y, al mismo tiempo, aquellos que en sus filas tenían a los favoritos, se marcaran intensamente, sin tregua. A lo largo de toda la Vuelta se vio un Nico Naranjo dispuesto a ganar el total de las llegadas masivas, y lo pudo demostrar en cada sprint cuando llegó en la cabeza de la carrera. Así, se llevó el prologo, la primera, tercera y sexta etapas, con un equipo que lo supo respaldar en esta tarea.

El segundo día de competencia fue lluvioso. El compañero de equipo del líder, Sergio Fredes, logró entrar en una fuga con otros ciclistas, obteniendo una provechosa diferencia que le permitió guardar energías para el sprint final en el arribo a San Rafael. Con ello el equipo de Virgen de Fátima obtuvo su tercer triunfo consecutivo, además de mantener el liderazgo con Nico Naranjo.

En la tercera etapa, con llegada al Manzano Histórico, se repetiría la historia. La general se limpiaba un poco y aparecía algo de ascenso. El Nico lograba su tercer triunfo en una llegada más selecta al Valle de Uco, mientras los escaladores favoritos de la competencia aparecían muy atrás en la general.

7anoticia

Pablo Rivero C., del equipo Lobito Brizuela, el unico chileno que corrio en la vuelta version 2021.

 

En el cuarto día, una etapa extenuante para Juan Pablo Dotti, en la que el pentacampeón de la Vuelta hizo relucir su fortaleza y sus dotes de embalador, cortando la racha ganadora del equipo Virgen de Fátima. El hombre del SEP San Juan se merecía esta etapa, por todo el trabajo realizado para sacar diferencia al llegar en un sprint masivo junto a un selecto grupo.

Se vino la quinta etapa, de alta montaña, en la que los escaladores intentarían mostrar sus armas en la ascensión a Villavicencio. Y, nuevamente, Juan Pablo Dotti y el SEP San Juan mostraban un excelente trabajo de grupo, y vaya un reconocimiento a Laureano Rosas y su equipo Transportes Puertas de Cuyo, que lo sigue de cerca en cada movimiento.

La sexta etapa se la adjudicó, una vez más, Nico Naranjo, obteniendo su cuarto triunfo. Mientras tanto, los demás candidatos para llevarse la general guardan todo lo que pueden, buscando sentenciar la Vuelta en Las Cuevas.

Y triunfa el favorito en la séptima etapa. Con el dorsal Nº 1, Juan Pablo Dotti pasa primero la meta en el Cristo Redentor, y a un par de segundos otro grande, Laureano Rosas. Una batalla de aquellas que quedarán grabadas en la cordillera de Los Andes.

En el cierre, la ultima etapa fue ganada por un Laureano Rosas que busco durante toda la Vuelta el triunfo de etapa y de la general, que fue 2º en varias ocasiones, y que finalmente pudo vencer a los mejores en una electrizante llegada. En segundo lugar entró Juan Ignacio Curuchet, del Continental de San Luis, y tercero llegó el más regular y efectivo en los sprints masivos, Nico Naranjo.

Una vuelta diferente, con un Juan Pablo Dotti que supo esperar y que contó con un equipo que confió plenamente en él, pese a que en las primeras etapas estuvo muy distanciado de la punta. Finalmente, la estrategia y las fuerzas acompañaron al SEP San Juan y a su líder, ganador de la Vuelta Ciclista de Mendoza los años 2012, 2016, 2017, 2019 , 2020 y 2021.

 

7anoticia

CLASIFICACION: Clasificacion final individual de los 10 primeros de un total de 99 corredores que terminaron la carrera. El ganador Dotti registro un tiempo acumulado de 26:12:46”

 

7anoticia

ETAPAS: Detalle de las 8 etapas mas prologo, que sumaron 1.116 kilometros de recorrido, de la 45º edicion de la Vuelta Mendoza 2021, organizada por la Asociacion Ciclista Mendoza.

 


7anoticia

Durante la 7ª etapa en el sector de Potrerillos, camino al Cristo Redentor.

 

Entrevista a Fernando Lanzone

Organizador y productor de La Vuelta Ciclista de Mendoza
Una Vuelta contra el viento, la montaña y la pandemia

 

- Fernando, ¿pensaste en algún momento que la Vuelta de Mendoza podía suspenderse?

Cuando empezamos la temporada, por allá por el 6 de Diciembre del 2020 en el autódromo, yo creí que sí, que nos iban a ir suspendiendo y sin embargo lo logramos. Cuando enfrentamos la Vuelta de Mendoza ya no tenía dudas que sí iba a realizarse, siempre teniendo presente todos los cuidados que debíamos tener.

 

- En el año 2016 nos dejó Francisco Chila, un recordado y buen dirigente. ¿Se ha notado su ausencia? ¿Cómo ha sido tu andar, encabezando la organización de la Vuelta de Mendoza en 2021?

La última Vuelta de Mendoza en que estuvo Francisco Chila fue el 2015, y tuve que hacer la de 2016. Siempre trabajé a la par con él, y ya llevo 6 vueltas sin él. Las cosas cambiaron y junto a la Comisión Directiva hemos trabajado para ir mejorando los detalles año a año.
Queremos una mejor vuelta, que siga creciendo, y para eso tenemos que seguir trabajando, vamos por buen camino.

 

- Todos los ciclistas argentinos, y también algunos foráneos, esperaban con ansias la Vuelta de Mendoza, también los seguidores del ciclismo. ¿Qué tal te pareció la concurrencia?

Partieron 189 ciclistas, tuvo un nivel muy bueno de competencia, se sacó la contrarreloj, lo que dejó una competencia abierta hasta la etapa del Cristo Redentor.
Los ciclistas chilenos tuvieron la posibilidad de venir. Por mi parte hice todo lo posible con migraciones, pero, por una u otra razón, no pudieron estar en el punto de partida. La idea era que vinieran a participar los ciclistas de Chile. Finalmente, solo llegó Pablo Riveros de Chile y un mejicano.

 

- ¿Qué te pareció el desarrollo deportivo de la competencia? Juan Pablo Dotti era el favorito antes de iniciar la Vuelta y, por otra parte, los equipos de San Juan y de Mendoza siempre son grandes animadores.

Yo creo que Juan Pablo Dotti vino a la Vuelta de Mendoza con la carga de portar el número uno, y supo defenderlo de la mejor manera. Fue una carrera realmente brillante, una competencia hermosa, donde felicité a Laureano Rosas porque fue algo muy emocionante la subida al Cristo Redentor, con un Laureano que vino a dar el todo por el todo. Quedé más que conforme, una carrera muy linda y, te reitero, muy competitiva desde la primera a la octava etapa.

 

- ¿Qué fue lo más complejo a la hora de organizar esta versión número 45 de la Vuelta de Mendoza? ¿La convocatoria, los permisos, las reuniones por lo complejo de reunirse, los recorridos, o el aspecto financiero?

Creo que lo más complicado de esta Vuelta fue correr a la par con la pandemia. Eso nos jugaba en contra. Pero bueno, llevo muchos años y tengo una cierta elasticidad que me permite estar siempre de manera positiva para hacer las cosas bien, siempre agradecer al Gobierno de la provincia que me apoya de buena manera para desarrollar las ideas y poder plasmarlas.

 

- ¿Qué fue lo más satisfactorio, lo que más te agradó de esta Vuelta de Mendoza?

La satisfacción más grande es ir cumpliendo el legado de Francisco Chila de la mejor manera, año a año, y si tengo que agradecer algo a alguien, es agradecer a los ciclistas, porque los convoco y vienen, nunca fallan. Siempre lo he dicho, sin ellos yo no soy nada, y eso me pone muy contento, tengo una gran amistad con casi todos los ciclistas del pelotón. Te reitero, me pone muy feliz.

 

- ¿Cómo es tu relación con el Gobierno, con las autoridades y con los municipios?

Me siento un niño mimado con este Gobierno, en todos los aspectos, en seguridad, en salud, en todo. Creo que las autoridades entendieron lo importante que es la Vuelta de Mendoza y quieren que la Vuelta siga creciendo, solo aporto lo mío y el Gobierno de la provincia y los municipios ponen lo suyo.

 

- ¿Es mucho trabajo realizar una Vuelta, tienes el apoyo de tu familia?

Para realizar una vuelta de esta envergadura hay que estar al 100%. Agradecido del trabajo que tengo que me da la posibilidad para poder estar enfocado en la Vuelta y lo que implica. En la Vuelta siempre me acompaña mi familia, es fundamental, y especialmente mi hija, en la previa, durante y después de las etapas, lo pasamos bien y es clave para hacer bien las cosas para estar tranquilo.

 

- ¿Quedaste conforme con el resultado de esta Vuelta?

Soy exigente conmigo mismo y siempre hay temas que resolver. Esta Vuelta fue especial por lo de la pandemia, fue linda, costó trabajo. Me hubiese gustado hablar más con los ciclistas, todos los días, pero no me daban los tiempos. Quería transmitirle al pelotón que estuvieran felices, tranquilos, que disfrutaran y que ganara el mejor.
Se presentó que hubo una cena en homenaje a lo que hizo Juan Pablo Dotti. Dijo que estaba muy contento de haber corrido esta Vuelta y que la había disfrutado. Así lo sintió y eso me llenó de orgullo y satisfacción, pues creo que así también lo entendió el pelotón.
Fue una competencia para disfrutarla, una de las mejores de los últimos años, hubo seis equipos continentales, hubo una hermosa rivalidad entre Laureano Rosas y Juan Pablo Dotti, algo que quedará grabado de por vida.

 

- ¿Que se viene hacia delante en el ciclismo mendocino? ¿Mantendrá su formato La Vuelta en 2022?

Hay que pensar en la temporada de pista, esperamos poder realizarla en 2021. La pasada no pudimos hacerla por la pandemia, y luego vendrá la temporada de ruta y luego La Vuelta de Mendoza 2022.
Con respecto a La Vuelta, este año le sacamos la contrarreloj individual. Ese hecho, le dio más libertad a la competencia y estrategias más variadas, haciéndola mas atractiva, entre otras cosas. Siempre hay cosas que mejorar, soy exigente, detallista, hay que seguir hacia delante.
Se que es La Vuelta más Argentina de las vueltas, tenemos caminos excelentes para explotarlos competitivamente, podemos seguir trabajando en el crecimiento de La Vuelta.
Las autoridades entendieron que La Vuelta puede seguir creciendo, y mucho. Los municipios, la policía y el Gobierno, junto al Subsecretario de Deportes de Mendoza, Federico Chiapetta, se portaron muy bien y están muy entusiasmados, lo que me deja tranquilo y feliz.

 


7anoticia

En la 7ª etapa de 93 kilometros, la caravan camino al Cristo Redentor, desde Uspallata.

 

Entrevista a Pablo Riveros

 

- ¿En qué estás, Pablo? ¿Cuantos años en el ciclismo? ¿Cómo estuvo esta Vuelta de Mendoza?

Soy de Viña del Mar, tengo 39 años y llevo 28 años en el ciclismo.
Tuve un paréntesis por mis estudios y por mi formación profesional, pero actualmente sigo entrenando y corriendo en Elite, y este año me propuse hacer una mejor temporada que la del 2020.
Con respecto a la Vuelta de Mendoza, he corrido en versiones anteriores, y en esta ocasión, la N° 45, quería hacerlo de mejor manera. Pero, lamentablemente, tuve que retirarme en la sexta etapa, debido a que en el segundo día de la carrera tuve un accidente. Fue en una rotonda que impacté de lleno a un vehículo estacionado. Quedé bien adolorido, y el médico que me revisó me pidió que me retirara el mismo día, por las heridas en mi cuerpo y los golpes sufridos. pero no lo hice caso, principalmente por todo el entrenamiento que había realizado, el trabajo de altura y tras la moto, y por el tiempo que había invertido. Pero, ya en la sexta etapa, no puede seguir; en ese momento estaba en lugar 70 de la general.

 

- ¿Cómo te ganas la vida? ¿En qué estas trabajando?

Actualmente trabajo en el área de la salud, como docente universitario en fisiopatología. Soy Doctor en Ciencias de la Salud. Trato de dedicarle la mayor cantidad de tiempo posible al ciclismo. Me cuido física y emocionalmente. La idea es estar bien para entrenar y correr en bicicleta.

 

- De acuerdo con lo visto en Argentina y con tu experiencia al otro lado de la cordillera, ¿qué nos falta como país para que el ciclismo chileno pueda crecer?

Según lo que he visto en San Juan, en Mendoza y en Argentina en general, esto nace desde la base, de la gestión que realizan los dirigentes, a nivel de clubes y de asociaciones. En Argentina tienen mucho empuje, mucha pasión, dedicación y compromiso. También el nexo con las autoridades provinciales es clave, se relacionan muy bien entre dirigentes y autoridades.
Además, los equipos de ciclismo argentinos, teniendo menos recursos que los que hay en Chile, por ejemplo, se nota que tienen más entrega, y que trabajan mucho a pulso. Es un tema mental, de disposición y de actitud, que debe traducirse en trabajo diario.
Nuestras autoridades en Chile, probablemente, no tienen un hábito deportivo regular, lo que puede traducirse en su mirada hacia el deporte como un hobby .

 

- ¿Cómo te preparaste para esta Vuelta de Mendoza? ¿Hubo algunos sacrificios que hacer, me imagino, por los tiempos que estamos viviendo?

Para lograr una buena preparación y presentarme de manera correcta en la Vuelta de Mendoza 2021, le di continuidad a lo traía desde 2020. Realicé mi preparación en Chile en modo pandemia, haciendo preparación física y trabajo de musculación. Adapté en mi casa un gimnasio, con disco, barra en 45 grados, mancuernas y rodillo. Realizaba pedaleo, en ayuno, de 30 minutos en rodillo, luego desayuno y después a la ruta.
También hice trabajo en altura. Me fui a Valle Nevado a dormir y a entrenar, donde arrendé un espacio en un refugio a un precio bien conveniente. Realicé trabajo tras la moto y de contrarreloj. Pero estuve todo el año sin competencias, así es que yo me inventaba mis competencias. Pedaleaba ciertos trazados, en cuesta y en el llano, buscando motivarme y haciendo un doble y triple esfuerzo, aprovechando los días disponibles conforme a las cuarentenas.

 

- ¿Cómo lo hiciste para llegar a correr en la Vuelta de Mendoza? No es fácil salir de Chile y entrar a Argentina conforme a los tiempos que estamos viviendo.

Gestioné los permisos para poder cruzar a Argentina desde principios del mes de diciembre del 2020. El nexo fue con la Dirección de Migraciones, en su sección Buenos Aires, y a través de ellos y de Fernando Lanzone fuimos llegando a los departamentos correspondientes.
Fue así que, a través de la Directora Nacional de Migraciones de Argentina, Florencia Carignano, y sus subalternos, me orientaron de manera correcta para presentar la documentación correspondiente para cruzar, vía terrestre, el Cristo Redentor en auto particular. Luego de mucho insistir y seguir los correspondientes conductos, recién en febrero de 2021 tuve la autorización.
Hubo más ciclistas chilenos que tenían ganas de correr en Mendoza, pero yo creo que les faltó gestión, tanto a ellos como a sus respectivos dirigentes. En mi caso, la ayuda de Fernando Lanzone fue fundamental, y estoy muy agradecido de su él.

 

- ¿Quedaste conforme con tu resultado y rendimiento en la Vuelta de Mendoza?

No estoy muy conforme con el resultado, porque en algunas etapas llegué adelante, en el primer grupo. Y haciendo una comparación entre las ediciones 2020 y 2021, por ejemplo, en la etapa de Cacheuta Potrerillos y en la del Corredor del Oeste, estuve en el primer grupo, soporté y aguanté adelante. Después, en las otras etapas, me sentí mejor. En San Rafael logré entrar adelante, en un grupo de 190 ciclistas, y sin ser embalador.
Claramente me faltó ritmo de carrera, pero más que todo, la caída me perjudicó.

 

- ¿Qué se viene en lo deportivo? ¿Cuál es el camino a seguir hacia tu próximo objetivo?

El siguiente objetivo es cuidar mi condición física. Actualmente peso 69 kilos y mido 1 metro y 75 centímetros. Esto lo he logrado alimentándome bien, a través de una buena nutrición, y con preparación física de calidad. Ya tengo 39 años y hay que cuidarse más.
En mi estado actual quiero lograr un descanso activo prudente, manteniendo la condición física en Chile, entrenando y corriendo lo que se pueda.
Más adelante quiero irme a vivir a San Juan, en Argentina, estar allá la primera semana de diciembre, poder correr la temporada sanjuanina y, en febrero, estar en un buen nivel para correr en Mendoza. Y, por supuesto, la versión número 46 de La Vuelta.
En 2020 y 2021 corrí por el Team Lobito Brizuela, y en 2022 aspiro a hacerlo nuevamente por ellos. Hasta el momento han estado conformes con mi rendimiento.
Gabriel Brizuela es un ciclista argentino que ha ganado en tres oportunidades la Vuelta de Mendoza (2004, 2009 y 2015)